UNA VISITACIÓN SOBRENATURAL

meditaciones | 23/02/2021 12:12 am | oasisdesantidad | 172

Por: Susana Ramírez

(Génesis 21:1-2)

 Visitó Jehová a Sara, como había dicho, e hizo Jehová con Sara como había hablado. Y Sara concibió y dio a Abraham un hijo en su vejez, en el tiempo que Dios le había dicho.

Todos en algún momento de las estaciones de su vida, quizás han anhelado una visitación especial de parte de Dios, para que nuestra vida la del espíritu, pueda gestar el deseo y el plan que ya fue escrito y establecido, para todos los que aman al Señor. Las circunstancias que hoy puedas estar enfrentando no definen tu futuro, sino al contrario te promueven para llevarte a conocer, cuál es la idea que Dios tiene para ti. No permitas que tus sueños se estanquen, sigue caminando y creyendo que una visitación sobrenatural ocurrirá, mientras tus ojos permanecen mirando al que está sentado en el trono. En la palabra encontramos muchos ejemplos de hombres y mujeres, que recibieron una visitación especial en un tiempo señalado por el Omnipotente, porque todo lo que el hombre hace sobre la tierra se rige por un tiempo que marca el curso de su vida. Es importante tener claro que nuestro Dios, no está limitado por el tiempo, Él es atemporal, no está regido por el tiempo, es decir, todo lo que desea hacer, lo puede hacer aun fuera del tiempo. Cuando Dios visita es para mostrar su gran poder y gloria.     

Sara y Abraham recibieron fuerzas físicas: una visitación sobrenatural, la mano poderosa del Señor los cubrió, para renovar todos sus órganos internos y prepararla para estar en intimidad con su esposo Abraham, porque ellos eran ancianos de edad muy avanzada 90 y 100 años.   

Sara recibió nuevas fuerzas para dar a luz fuera del tiempo: el deseo del Señor con la vida de Sara, era hacerla reír; aunque era estéril para su esposo y todo aquel que la conoció, su corazón se amargó esperando durante la estación de su vida, para poder quedar embarazada. El tiempo biológico para gestar un bebé en su vientre había pasado; pero Dios le dio nuevas fuerzas para poder concebir de Abraham, siendo ella de 90 años  recibió fuerzas para dar a luz y para poder cuidar a su hijo Isaac.

Sara pudo ver la promesa cumplida: pero nuestro Dios que es rico en misericordia dijo: que de Sara y Abraham haría una gran nación. El milagro ahora estaba frente ellos, un milagro que trajo el Señor a sus vidas fuera del tiempo, porque Él hace como quiere y cuando quiere. Recuerda que la soberanía del Altísimo está por encima de todo, sigue creyendo que recibirás una visitación especial y sobrenatural para ti y tu familia, el tiempo de Dios es perfecto, Él no se adelanta ni se atrasa, su fidelidad es para siempre. Dios te bendiga.       

¿Nos permite orar por Ud? Enviar Petición