La Seguridad que viene de Dios”

meditaciones | 26/11/2020 6:16 am | oasisdesantidad | 256

Por: Angélica Aguirre

Romanos 8:

28 Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados.

Este versículo tal vez sea uno de los más usados y conocidos por el pueblo cristiano, en los primeros 27 versículos “Pablo ha demostrado que para todos los que están en Cristo Jesús ya no hay condenación”, Pablo estaba seguro que Dios controla  todas las circunstancias y experiencias. Él las transforma para nosotros en algo bueno y provechoso aunque no lo veamos así en el momento, nada es por coincidencia o suerte, todo está en el propósito de Dios.

Esta promesa  está dirigida a un grupo de personas en específico: ¡aquellos que aman a Dios! Aunque muchas personas citen y memoricen este texto, nos es algo que ocurre con solo decirlo o desearlo, por lo tanto para amar a Dios se debe tener una relación con Dios así como disfrutar y recibir su amor y bendición, esto se logra cuando se acepta al Señor Jesucristo en nuestros corazones,  y como nos dice la palabra (I Juan 4:19)  “Nosotros le amamos a él, porque él nos amó primero”. Esto quiere decir que el amor más grande de todo cristiano verdadero debe ser Dios mismo, amar a Dios significa que no hay nadie más ni nada más importante a un lado, ni por encima de Dios. 

Todas las cosas nos quiere decir que absolutamente todo está  bajo su control, tengamos la seguridad  que si algo no sale como pensamos es porque Él nos dará algo mejor, si pasamos algún proceso difícil ya sea enfermedad, dificultad o prueba debemos reconocer que somos débiles y frágiles y que  dependemos de Dios y todo está bajo su control, a excepción de cuando tomamos  malas decisiones  fuera de su voluntad  esto si trae consecuencias negativas a nuestra vida.

Dios nos escogió, nos llamó y tiene un propósito para cada uno de sus hijos. Su propósito es siempre bueno, para nuestro crecimiento y bienestar espiritual. El gran amor del Señor nos sostiene en medio de las dificultades y permanece por siempre. Aunque no comprendamos el presente y del  futuro solo conocemos lo que está escrito en la Palabra de Dios, lo importante es saber que el Señor ya conoce el futuro de nuestras vidas, como dijo acertadamente el Dr. Martin Luther King “No conozco muy bien el camino por donde voy, pero conozco muy bien al  que me lleva por el camino”. Dios te bendiga.

¿Nos permite orar por Ud? Enviar Petición